miércoles, 17 de agosto de 2011

Primeros mil días de vida, determinantes para la salud

Estudio realizado por la universidad inglesa de Southampton sugiere que en gran parte la salud en la edad adulta es decidida en los primeros mil días de vida de las personas

LONDRES, Inglaterra, ago. 17, 2011.- Puede que dejemos de fumar, que decidamos ir al gimnasio y comer mejor, todo en pos de una mejor salud.

Éstas son decisiones que normalmente tomamos ya en la edad adulta.

Pero un nuevo estudio realizado en la universidad inglesa de Southampton, sugiere que mucha de nuestra salud futura fue decidida en los primeros mil días de nuestra existencia.

DESDE DIABETES HASTA PROBLEMAS CARDIACOS

Cuando hablamos de mil días, éstos incluyen los 9 meses que permanecemos en el vientre materno, mas los primeros 2 años fuera de él.

Ese período, encontró el profesor británico David Barker tras décadas de estudio, pueden afectar permanentemente las posibilidades de que en la edad adulta suframos de enfermedades como la diabetes o problemas del corazón, así como determinar nuestro peso y la expectativa de vida.

La universidad de Southampton cree que en el desarrollo del feto y del bebé recién nacido, hay distintas fases, todas críticas, y que si las condiciones en cada una de ellas no son perfectas, puede haber serios problemas futuros.

SENTIDO COMÚN

Muchos de los peligros ocurren cuando el bebé no ha nacido aún.

Y tienen que ver además con puro sentido común: una mala nutrición de la madre, el fumar o tomar drogas, el alcohol y el estrés son todos factores que entran en juego.

El profesor Barker ha demostrado que si un bebé pesa poco al nacer, tiene más probabilidades de tener problemas cardíacos al crecer.

Se piensa que cuando la alimentación es escasa en el claustro materno, el organismo opta por enviar la mayor parte de la poca energía al cerebro del bebé, dejando a un lado el corazón, dañándolo.

Lo mismo ocurre con la diabetes, ya que las células del páncreas responsables de la producción de insulina se desarrollan también antes del nacimiento.

Por ello es importante que la futura madre no fume, consuma ácido fólico, evite el estrés, no beba alcohol, particularmente durante los primeros 3 meses de embarazo, y trate de alcanzar su peso ideal antes de encargar.

El profesor Barker añade además que muchos de estos efectos y causas son inamovibles, y que el mejor consejo para las mujeres en particular es cuidar de su cuerpo y salud, no sólo en el embarazo, sino durante su vida entera.

"La idea es construir el mejor cuerpo posible para que cuando llegue el momento, el bebé pueda mantenerse de la mejor manera posible. Hay que recordar que el bebé vive del cuerpo de su madre, y no de lo que ella ingiera únicamente durante los 9 meses de embarazo", añadió el científico.


Por: Horacio Rocha Staines | Fuente: Noticieros Televisa | 2011-08-17 08:11

No hay comentarios:

Publicar un comentario